Desde hace más de 17 años, Colsubsidio asumió un compromiso con la sostenibilidad; ahora, a través de la comunidad Xposible, busca que los empresarios de todos los sectores se unan a esta tendencia. 

Mediante el Reconocimiento Xposible, Colsubsidio cada año destaca 12 proyectos de organizaciones comprometidas con la gestión responsable, que con sus ideas contribuyen al logro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, el crecimiento económico, la protección del medio ambiente y la equidad social en Colombia.

Aquí te contamos todo lo que debes saber del Reconocimiento Xposible antes de postularte:

¿Quiénes se pueden postular?

¿Qué se evalúa? 

Desde Colsubsidio se establecieron seis dimensiones que contemplan el cumplimiento de los criterios de sostenibilidad (económicos, sociales y ambientales) de cada iniciativa postulada. Estos son:

Para la postulación:

¿Qué información se te solicitará en el formulario de postulación?

Para poder participar, no olvides completar el formulario de inscripción ubicado en el botón de la parte superior. Si eres pre-seleccionado, recibirás una llamada de nuestro aliado CECODES, quien te solicitará respaldos que soporten la información que brindaste anteriormente.

¿Qué recibirás si quedas seleccionado como uno de los doce reconocidos?

Este año en nuestro reconocimiento, nuevamente resaltaremos a 12 proyectos colombianos que, en términos de sostenibilidad, destacan por sus aportes a la productividad e innovación. El evento será un punto de encuentro para conocer el poder que tienen las ideas, las cuales son el primer paso para generar una verdadera transformación del país.

 

Te invitamos a recorrer cada una de las ideas que tuvieron las empresas elegidas. Porvenir, Credirural, Naturleche y Suyo desarrollaron proyectos enfocados en transformar a la ruralidad colombiana, mejorando y formalizando las condiciones de vida de los habitantes de dichas zonas del país. Porvenir creó unas clases radiales de ahorro y finanzas en zonas rurales, para enseñar sobre emprendimiento, ahorro y finanzas mediante la emisora del Ejército Nacional y emisoras comunitarias.

 

Para mejorar la productividad del agro, Credirural desarrolló ‘CrediFomento’, una ágil plataforma tecnológica que capacita a los pequeños y medianos productores del campo para que puedan estructurar un proyecto agrícola rentable y planificar el crédito para, posteriormente, financiarlo. De esta manera, este sector puede optimizar las rentas de sus agronegocios, al tiempo que aumentan los índices de bancarización en el país.

 

Por su parte, Naturleche propone una certificación grupal orgánica de leche para producir yogur premium, con el fin de beneficiar a los productores lácteos primarios en Samacá, Boyacá. Impulsando el comercio justo en el sector y aumentando hasta un 80 % el retorno de cada litro de leche producido.

 

Teniendo en cuenta que el 55 % de las familias en condición de pobreza en zonas urbanas y rurales no tienen registradas sus viviendas, Suyo presta servicios de formalización de propiedades. Así, las familias de bajos recursos pueden superar su situación: acceden a servicios públicos y productos financieros, aseguran la tenencia de la tierra y transfieren sus derechos por un valor mayor.

 

También reconoceremos proyectos que impactan mediante el reciclaje y la gestión adecuada de los residuos. Estas son propuestas impulsadas por empresas como Esenttia, Te Sirve, Más Compost y Rebobina. Por ejemplo, Esenttia implementó PoliHábitat, por donde ha incorporado más de 1’300.000 kilos de plástico reciclado en viviendas, muelles, puentes, parques, infraestructura de transporte y aulas educativas en Cartagena y Bogotá, donde benefician a más de 800 mil personas.

 

De la misma forma, Te Sirve Biorecicla ha instalado máquinas captadoras de envases posconsumo en varios portales de Transmilenio que permiten que la gente ahorre en su pasaje reciclando botellas plásticas tipo PET, latas de aluminio y cajas de Tetra Pak, que, posteriormente, se convierten en polialuminio para techos, pisos, paredes destinados a crear mobiliario escolar y urbano.

 

Más Compost, desde el manejo de residuos orgánicos, propone al compostaje como la solución para la más grande problemática ambiental de Bogotá. La empresa acompaña a compostar a más de 2.000 familias y 20 empresas, que logran evitar que 60 toneladas de residuos orgánicos ingresen a Doña Juana mensualmente.

 

Por otra parte, Rebobina hace un tratamiento adecuado de los residuos electrónicos de los equipos que empresas y particulares dejaron de utilizar, mitigando sus impactos ambientales. Además, genera nuevas tecnologías y productos y ha evitado que 97 mil kilogramos de dióxido de carbono lleguen a la atmósfera.

 

En nuestra gala de reconocimiento, también estarán presentes los proyectos de Coopmente, Levapan, Securitas Colombia y Fundación Cardio Infantil Lacardio, que quisieron implementar mejoras para algunos de los grupos menos favorecidos de la sociedad. 

 

Coopmente constituyó el proyecto Frutos del Parche, conformado por jóvenes emprendedores con discapacidad intelectual, capacitados en la producción y venta de fruta deshidratada 100 % artesanal, sin químicos ni conservantes. Este producto se comercializa a través de canales digitales y físicos para promover hábitos de nutrición saludables a empresas y universidades. 

 

Levapan, por medio del programa  ‘Hacemos pan, hacemos paz’, ha tecnificado a más de 1.500 víctimas del conflicto, entre militares privados de la libertad, excombatientes, jóvenes y mujeres en situación vulnerable y pospenados, en la preparación de distintos productos de panadería de la mano de expertos en todo el país. 

 

Securitas tiene el Programa de Vigilancia Inclusiva, el cual emplea a más de 7.000 personas, en su mayoría en condición de vulnerabilidad. Entre sus empleados, 82 tienen algún tipo de discapacidad física. Ellos prestan diferentes servicios de vigilancia de 29 departamentos y 177 municipios de Colombia.

 

Por último, la Fundación Cardio Infantil busca mejorar la calidad de la vida de los niños y niñas colombianos mediante la iniciativa ‘Regale Una Vida’, que desde 1996 ha hecho valoraciones cardiovasculares pediátricas para diagnosticar enfermedades cardiacas congénitas impactando a 54.383 menores y atendiendo integralmente a 16.450 niños y niñas en 350 municipios. 

Ellos reciben, junto con su acompañante, hospedaje, alimentación, transporte, atención médica y psicosocial durante sus procedimientos en la Fundación Cardio Infantil en Bogotá.

Ya conociste las ideas que transforman el país. Este es el comienzo de cara a 2022, donde reconoceremos otras 12 ideas de negocio de quienes hacen las cosas bien. Gracias por hacer parte de nuestra comunidad empresarial. En caso de que todavía no hagas parte, ingresa aquí e inscríbete.

Así como existen arquitectos e ingenieros civiles para casas, edificios y obras de infraestructura, desde hace algunas décadas el mercado laboral demanda otro tipo de arquitectos: los desarrolladores web. 

Estos estructuran el entramado de los sistemas de información de millones de páginas, aplicaciones y conjuntos de datos que consultamos diariamente en Internet.

Esta profesión ha adquirido tal relevancia en el mercado laboral actual que, según cálculos del Banco Interamericano de Desarrollo, para 2025 Latinoamérica requerirá 1,2 millones de desarrolladores de software. Estos serán necesarios para suplir la demanda de empleo en la industria de la economía digital, que todos los días crece en un mundo más interconectado.

Sin embargo, a pesar de ser una oferta atractiva respecto a otras profesiones, existe un déficit en el país de talentos relacionados con la industria de la economía digital y las tecnologías de la información. 

A 2020, según la Sociedad Colombiana de Ingenieros, hay un faltante de 80 mil ingenieros informáticos en el país, mientras que, según el MinTic, hay más de 60 mil ofertas laborales en el sector que se pierden por falta de aspirantes.

“Colombia podría convertirse en mano de obra para compañías de base tecnológica, tanto para Colombia como para mercados extranjeros”, asegura Yesica Andrea Pulido, desarrollada web en Tory Technologies, Inc, una compañía que ofrece soluciones innovadoras para el mercado de gas y petróleo en Latinoamérica.

Yesica se formó como desarrolladora en Bictia, institución dedicada al fomento para la adopción tecnológica, enfocada en generar un impacto positivo en la economía nacional.

En este contexto, conocemos los retos que implica vincular los nuevos talentos y formarlos a la velocidad que se requiere o demanda el mundo o económica. También estamos conscientes de las oportunidades de la economía digital y de las posibilidades de crecimiento de los profesionales al interior de la industria.

Por estas razones, Xposible te invita al evento que te conecta con las últimas tendencias de esta industria: Conexiones Xposible, que será el próximo 7 de octubre, de 4:00 a 6:00 pm.

“En Bictia aprendí desarrollo web. Fue a través de Bictia que tuve la oportunidad de tener una entrevista con Masiv, empresa de tecnologías de la información”, asegura Mateo Aponte, desarrollador Front-End.

“Me esforcé en presentar una prueba excelente y cuando me dijeron que estaba contratado mi perspectiva de lo que podía hacer con mi vida cambió completamente”, complementa Mateo, resaltando su paso por Bictia, institución aliada del evento. 

Para conocer las oportunidades de las industrias digitales, ingresa a este enlace, llena tus datos y crea tu perfil como persona o empresa. Así conocerás, mediante nuestros paneles, todo sobre economía digital, desarrollo y manejo de talento humano de este sector. 

Además, podrás participar en espacios de conexiones virtuales en vivo con otras empresas o personas con tus mismos intereses, afinidades o necesidades. Conecta con otros como tú, entérate de las últimas tendencias y encuentra el talento tecnológico que tu empresa necesita. Te esperamos este 7 de octubre, para que conozcas casos de éxito empresarial en la economía digital.

Comparte tu talento con los demás y ofrece tus servicios, para que tengas más oportunidades de crecer y proyectarte en el mercado actual.

Si tienes dudas, escribe al correo electrónico productividad@xposible.com.

iNNpulsa Colombia, Starter Company y Grupo SURA escogieron a 51 emprendimientos entre 480 postulados, para conectarlos con fuentes de financiación, inversión, negocios y conocimiento.

Los emprendimientos están en 19 ciudades del país y pertenecen a diferentes sectores de la economía: tecnología de los alimentos, economía circular, economía naranja, financieras tecnológicas, movilidad y nuevas energías, tecnología en el sector inmobiliario, salud, tecnologías de la información y las comunicaciones y nuevas tecnologías.

El proceso de selección tuvo en cuenta criterios de modelo de negocio, innovación y proyección como negocio escalable. Son empresas con sede en Atlántico, Antioquia, Bolívar, Boyacá, Caldas, Cundinamarca, Risaralda y Santander.

En tanto hay algunos emprendimientos que pertenecen a sectores como alimentos y agro, movilidad, energías renovables y economía circular, son proyectos comprometidos con el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible. Así es el caso de Instacrops, Beagle Group y Cannacreto.

Lee también: Conoce el mercado voluntario de bonos de carbono

Instacrops

Instacrops es una empresa chilena con sede en Colombia que intenta solucionar la vida de agricultores en América Latina. Se fija en solucionar problemas de riego en los cultivos, fumigación aérea, diagnóstico de enfermedades, plagas y malezas, que son preocupaciones comunes en la vida diaria de quien se dedica a la agricultura.

Conocido como el ‘Internet de las plantas’, Instacrops entrega soluciones y servicios tecnológicos para ayudar a agricultores a producir mejores alimentos con recursos precisos.

De esta manera, Instacrops contribuye con el Objetivo de Desarrollo Sostenible 12, garantizar modalidades de consumo y producción sostenibles. Esto quiere decir que los productores deben garantizar modalidades de consumo y producción sostenibles, ante una posible alza de habitantes en la Tierra para 2050, lo cual implicaría que tendría que haber tres planetas para mantener el estilo de vida actual de producción, según Naciones Unidas.

Beagle Group

Presta soluciones para transformar los territorios mediante el uso de fuentes alternativas de energía. Lo logra mediante sus filiales Sunity, Darwin Energía Solar y PV Plus. Sunity comercializa y distribuye equipos para proyectos de energía solar, Darwin estructura proyectos de energía solar para empresas y residencias y PV Plus planea, diseña y hace la interventoría de proyectos solares fotovoltaicos.

De esta manera, Beagle contribuye con el Objetivo de Desarrollo Sostenible 7: garantizar el acceso a una energía asequible, segura, sostenible y moderna.

Cumplir este objetivo es importante, pues, según Naciones Unidas, nuestra vida cotidiana “depende de servicios energéticos fiables y asequibles para funcionar sin trabas y de forma equitativa”.

Por eso, un sistema energético con buena infraestructura es beneficioso para todos los sectores: empresas, medicina, educación, agricultura, comunicaciones y tecnología de punta.

Te puede interesar: Unergy, la fintech que busca democratizar la energía solar

Cannacreto

Cannacreto S.A.S planea convertirse en líder en la producción y procesamiento de cáñamo industrial en Colombia.

Los elementos del cáñamo tienen múltiples usos. Según Cannacreto, las flores y las hojas del cáñamo se utilizan en la producción de nutracéuticos: productos de origen natural con propiedades biológicas. Las semillas de cáñamo contienen ácidos grasos esenciales, aminoácidos y fibras dietéticas.

El tallo tiene un interior leñoso, que se adhiere bien a materiales como la cal y el agua. La corteza de la fibra de cáñamo puede convertirse en cualquier cosa: materiales de construcción, aislamiento, muebles, papel, textil y hasta se utiliza en la industria automotriz. Al construir con cáñamo se reducen emisiones de dióxido de carbono y se regula la temperatura y la humedad. Además, es un insumo rentable para quien lo utiliza.

Dadas esas características, Cannacreto ayudaría al cumplimiento del Objetivo de Desarrollo Sostenible 9: construir infraestructuras resilientes, promover la industrialización sostenible y fomentar la innovación.

Según Naciones Unidas, el cumplimiento de este objetivo es importante porque “el crecimiento económico, el desarrollo social y la acción contra el cambio climático dependen en parte en invertir en infraestructuras, desarrollo industrial sostenible y progreso tecnológico”.

Estos son tres ejemplos de empresas alineadas con la sostenibilidad. Sin embargo, en el mundo de los negocios y en Colombia hay una clara tendencia a hacer negocios mientras se hace el bien.

Xposible es un ecosistema emprendedor que quiere hacer partícipe de todas esas iniciativas a quienes están interesados en la sostenibilidad y la productividad, guiadas por la innovación.

Instacrops podría ser el salto cuántico que necesita el campo colombiano

Según lo que muchos vaticinan, Colombia podría convertirse en la despensa agrícola del mundo. Para que eso suceda, hay una condición primordial: que el campo colombiano se dote de infraestructura y tecnología que permita a grandes y pequeños productores comerciar sus productos de manera eficiente.

En Latinoamérica, hay una iniciativa chilena fundada en 2016, con filial en Colombia, que puede acelerar esas condiciones. Se llama Instacrops y ha logrado aplicaciones en el agro tan importantes que no por nada se hace llamar el ‘Internet de las plantas’.

Es una plataforma de AgTech, es decir, tecnología aplicada a la agricultura. Su equipo se especializó desarrollando infraestructura del Internet de las Cosas y software que recoge e interpreta datos en más de 20 tipos de cultivos en tiempo real.

Instacrops es el ave fénix de Mario Bustamante, quien contó al diario La Tercera de Chile que antes de fundarla vendió 20.000 sistemas de circuitos para empresas públicas y privadas, hasta que se quedó sin fondos y quebró.

Con las deudas hasta el cuello, Mario leyó en un diario que uno de esos sistemas que había vendido había salvado a unos cultivos de heladas. Ahí entendió que debía dedicarse a hacer más eficiente el agro y mediante Instacrops pudo renacer en el mundo de los negocios.

Lee también: Wiga: tecnología al servicio de la agricultura

Instacrops tiene múltiples  servicios, tanto físicos como virtuales. Uno es InstaWeather Plus, una estación meteorológica que mide todos los parámetros agroclimáticos esenciales para monitorear el campo de forma eficiente.

A través de este servicio, el agricultor recibe información de forma temprana para proteger sus cultivos. Genera alertas de variables climáticas que ayudan a controlar procesos productivos, además de entregar reportes diarios de forma automatizada.

Otra es InstaSoil, un servicio de riego de precisión con el que es posible monitorear la humedad y temperatura de suelo de los cultivos. Permite gestionar el tiempo y frecuencia de riego en forma eficiente, logrando un ahorro de hasta un 35 % en agua. Con InstaSoil se puede medir la calidad de los riegos a través de la medición de conductividad eléctrica y el pH de los cultivos.

El año pasado, Instacrops inauguró sus operaciones en Colombia, en medio de la incertidumbre que generó la pandemia. “Sin embargo, uno de los retos en los que estamos trabajando es generar la confianza y curiosidad por parte del agricultor, queremos agregar valor y hacerlo más productivo”, cuenta Julio Rodríguez, Country Manager de Instacrops en Colombia.

En el caso colombiano hay factores asociados a la infraestructura del campo y de las telecomunicaciones que dificultan la implementación de Instacrops. “Evidentemente hay un problema en la conectividad, el acceso a Internet no se ha democratizado. Sin embargo, también generamos los reportes en mensajes de texto para que los agricultores tomen decisiones”, dice Rodríguez.

“En el campo hay cierta resistencia a implementar la tecnología. Sin embargo, Instacrops nació para ser un aliado del campo y la agricultura”, asegura Rodríguez.

En total, Instacrops ha procurado un ahorro de 5,3 billones de litros de agua en cinco años en toda Latinoamérica en más de 20 tipos de cultivos. Es decir, el agua que utiliza Nueva York en 3,8 años aproximadamente.

Además, Instacrops ha registrado un aumento estimado entre el 20 % y el 30 % en los cultivos que utilizan sus productos. La rentabilidad de los mismos ha crecido en alrededor de 2,5 % y los costos se han reducido en un 22 %.

Esa reducción de costos es notoria en un tiempo relativamente corto. Un pequeño agricultor con pocas parcelas hace una inversión en equipos y tecnología de aproximadamente $5 millones y obtiene un retorno de la misma en ocasiones en el transcurso de un año.

Te puede interesar: La agricultura sostenible, una oportunidad para el campo

En América Latina, Instacrops ha instalado más de 800 equipos y más de 1.500 usuarios en la plataforma. Los equipos electrónicos de precisión son autónomos energéticamente porque utilizan energía solar, por lo que no generan costos extra en gasto energético.

Entre Chile, México, Perú, Argentina, Guatemala y Uruguay Instacrops tiene más de 270 clientes. “Estamos creciendo a un ritmo del 40 % anual”, cuenta Rodríguez.

En una ronda de inversión, Instacrops levantó US$2,8 millones. “Los invertiremos expandiéndonos en Colombia y México, robusteciendo la tecnología, mejorando productos y fortaleciendo equipos”, dice Rodríguez.

En cinco años en el mercado, Instacrops ha vendido US$3,5 millones y espera duplicar su crecimiento a finales de 2021, abriendo una nueva ronda de inversión para expandirse a nuevos mercados.

Instacrops trabaja con asociaciones y federaciones de agricultura colombianas para mejorar el rendimiento de los cultivos en condiciones especiales. Ha puesto el foco en la producción de un proyecto de limón tahití en el Espinal, Tolima, y otro de aguacate hass en Urrao, Antioquia.

En últimas, Instacrops es la productividad aplicada a través de la innovación, que combina lo mejor de dos mundos, el contemporáneo y el antiguo. Es la aplicación de tecnología de punta y analítica de datos al servicio de la agricultura, un oficio fundamental para la humanidad, que nos provisiona de comida a todos y que data desde hace miles de años.

Regístrate aquí a la sesión de agosto 18 del programa ‘Multipliquemos para avanzar’

 

El programa ‘Multipliquemos para avanzar’ es una iniciativa de Colsubsidio, en alianza con Origen Comunidad de Liderazgo y Hi Cue, para facilitar conversaciones entre líderes empresariales que puedan incidir positivamente en el bienestar y productividad de sus organizaciones, a la vez que se reconectan con su propósito personal y amplían su capacidad de impacto.

Te invitamos este miércoles 18 de agosto a nuestro próximo taller Conversaciones y compromisos para aumentar el balance, con Marysabel Rincón y Juan Carlos Ospina. En este nuevo espacio, los participantes adquirirán distinciones y nuevas herramientas para abordar conversaciones que cuiden su balance.

¿Tienes claro el significado de los conceptos clave con los que se evalúan las postulaciones al Reconocimiento Xposible 2022? Aquí están algunas de sus definiciones, para que las tengas en cuenta al momento de postular tu proyecto:

Grupos de interés

Persona, grupo u organizaciones que se ven impactados y/o impactan la operación de las organizaciones, y que pueden afectar el desempeño de la misma.

Comunidades vulnerables

Grupos de población que por su condición de edad, sexo, estado civil, origen étnico o ingresos, se encuentran en situación de riesgo, lo que les impide incorporarse al desarrollo y acceder a mejores posibilidades de bienestar.

Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS)

Son un llamado universal de las Naciones Unidas a la adopción de 17 medidas y 167 metas para poner fin a la pobreza, proteger el planeta y garantizar que todas las personas gocen de paz y prosperidad. Fueron adoptados por 150 países líderes y su vigencia va hasta 2030.

Necesidades y expectativas

Conceptos interrelacionados que definen lo que los grupos de interés requieren del proyecto y la forma como esperan que sea solucionado.

Alta dirección

Persona o conjunto de personas que tienen una responsabilidad general sobre toda la organización. Son los encargados de tomar decisiones, fijar los objetivos y de definir las estrategias para su consecución.

Sostenibilidad

Capacidad de satisfacer las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de las futuras generaciones, garantizando el equilibrio entre el crecimiento económico, el cuidado del medio ambiente y el bienestar social.

Derechos Humanos

Derechos inherentes a todos los seres humanos, sin distinción alguna de nacionalidad, lugar de residencia, sexo, origen nacional o étnico, color, religión, lengua o cualquier otra condición.

Reputación

Opinión positiva que una persona tiene sobre alguien más o sobre una empresa a raíz de su comportamiento.

Línea de base

Descripción de la situación inicial de las comunidades a impactar. Funciona como punto de orientación para medir el avance del proyecto y ayudar a pronosticar el resultado final.

Impactos ambientales

Cambio o alteración en el medio ambiente, siendo una causa o un efecto derivado de la actividad y a la intervención humana.

Plan de mitigación

Estrategias definidas por la empresa que tratan de reducir la probabilidad de ocurrencia del riesgo o minimizar el impacto que pueda causar.

Monitoreo, seguimiento y evaluación

Metodología que se utiliza para evaluar el desempeño de proyectos, instituciones y programas. Modelos capaces de producir información válida y confiable que permita el establecimiento de juicios sobre el qué y el cómo de los logros de una determinada actuación.

Indicadores de efectividad

Miden el nivel de ejecución del proceso, se concentran en el cómo se hicieron las cosas y calculan el rendimiento de los recursos utilizados en el mismo.

Indicadores de impacto

Miden los cambios que se esperan lograr al final del proyecto, e incluso más allá de su finalización, los cuales son definidos por el propósito u objetivo general de la iniciativa.

Diálogos

Espacio dedicado a la discusión, reflexión e intercambio de experiencias; requiere de la utilización de una herramienta o instrumento que facilite la conversación entre los participantes.

Actualización agosto 23: ¡La etapa de postulación ha terminado!

¡Gracias por querer compartir la historia de tu proyecto! Las postulaciones para el Reconocimiento Xposible 2021 cerraron el 21 de agosto. Pronto conocerás a las empresas reconocidas. Por ahora, te invitamos a registrarte en www.xposible.com, para que podamos seguir en contacto.


¡Tu proyecto sostenible puede ser reconocido por Xposible Colsubsidio en 2021!

Al llenar el formulario y postular tu proyecto, puedes acceder a estos beneficios:

  1. A vuelta de correo, recibirás el diagnóstico de sostenibilidad hecho por nuestros expertos aliados.
  2. Si tu proyecto obtiene un puntaje superior al 70 %, tendrás acceso exclusivo a una oferta de capacitación.
  3. Las 12 empresas seleccionadas tendrán un reconocimiento público y una campaña de comunicación nacional para su proyecto.

¿Quiénes pueden participar?

¿Tienes dudas sobre algunos términos? Encuentra aquí un glosario para la postulación

¿Qué dimensiones serán evaluadas?

  1. Estrategia: El proyecto está alineado con la estrategia de la empresa, contribuye al cumplimiento de sus objetivos y tiene en cuenta a los grupos de interés.
  2. Gobernanza: En la definición del proyecto la empresa involucró las opiniones de los grupos de interés y tuvo en cuenta criterios de sostenibilidad: económicos, sociales y ambientales.
  3. Gestión: El proyecto tiene definidos objetivos claros y alcanzables y, cuenta con mecanismos de seguimiento y evaluación de los resultados.
  4. Generación de oportunidades: El proyecto genera beneficios a corto, mediano y largo plazo para las comunidades beneficiarias.
  5. Cocreación de capacidades: El proyecto promueve acciones de empoderamiento de las comunidades beneficiaras, así como la vinculación de otros actores que le aportan al logro de los objetivos.
  6. Capacidad adaptativa: La empresa ha desarrollado mecanismos para reaccionar a los cambios no pronosticados que afectan el proyecto.

Recuerda que:

Le damos la bienvenida a este beneficio Xposible. Ahora podrá acceder a un pase VIP para WOBI ON DIGITAL MASTERCLASSES, la plataforma líder en e-learning y entrenamiento corporativo. Para comenzar, confirmaremos que su código se encuentra activo. Recuerde revisar que el correo que suministre esté activo y acceda a este con regularidad, ya que ahí llegarán las instrucciones del paso siguiente y nuestras comunicaciones respecto a las Masterclasses.

Desarrollo sostenible, protección medioambiental, digitalización, conectividad y empleabilidad juvenil fueron temas centrales en la edición 61 de la Asamblea del Banco Interamericano de Desarrollo, que, con Barranquilla como ciudad anfitriona, dejó en claro la importancia de la cooperación en la recuperación económica.

1.361 millones de dólares. Ese es el saldo que le dejó a Colombia la Asamblea BID 2021, el evento económico más importante del hemisferio, en términos de créditos aprobados y de cooperación no reembolsable. Los fondos buscan transformar la calidad de vida en el país y configurar, desde ya, una apuesta que permita el bienestar futuro económico, social y medioambiental.

El evento —que se llevó a cabo entre el 15 y el 21 de marzo— emitió nuevas hojas de ruta para la recuperación nacional y dio luces sobre lo que vendrá en la post pandemia y sobre cómo, desde distintas orillas, todo tipo de actores puede aportar para salir de la crisis. La lucha contra la desigualdad y el papel de las ciudades fueron de los primeros tópicos de la Asamblea BID.

“Los gobiernos están aprendiendo a construir mejores ciudades resilientes, pero deben esforzarse por realizar inversiones que permitan ciudades más incluyentes en Latinoamérica, que permitan una reactivación económica óptima y se conviertan en mitigadoras de los flagelos ambientales”, advirtió Aziza Akhmouch, jefa de Ciudades de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico – OCDE.

Lee también: El futuro será sostenible o no será

Bienestar: propósito común

La protección medioambiental fue protagonista: 20 millones de dólares serán capital semilla, otorgado por el BID, para fomentar el desarrollo económico sostenible de los 34 millones de personas que habitan la Amazonía, en cuatro ejes prioritarios: bioeconomía, gestión responsable de la agricultura y ganadería, bosques y capital humano, y ciudades e infraestructura. El país, además, recibió un crédito de USD $600 millones para fortalecer y resguardar sus recursos naturales.

La meta de reducir en 51 por ciento la emisión de gases de efecto invernadero —GEI— para 2030 sigue vigente. Según lo pactado en la asamblea, el BID y la Asociación Colombiana de Ciudades Capitales —Asocapitales— buscan aportar al cumplimiento de ese propósito a través de una alianza que vincula al banco con los 32 alcaldes de las capitales colombianas.

Los centros urbanos son responsables del 70 por ciento de las emisiones GEI a nivel mundial. Por eso, sus mandatarios tienen un rol clave en la transformación de las ciudades y la de sus dinámicas cotidianas: la reducción y el aprovechamiento de residuos, la inclusión de economías circulares, el fomento de la movilidad sostenible y la democratización de energías renovables deben incluirse en las políticas distritales de toda Colombia.

“Hay ciudades que han avanzado poco y otras que han dado pasos gigantes. Queremos, con el apoyo del BID y del gobierno, volverlas ciudades sostenibles, que miran a sus ríos, que reforestan, que tienen zonas de protección, que cuidan sus humedales y utilizan transportes multimodales con energías sostenibles”, comentó Carlos Ordosgoitia, presidente de Asocapitales y alcalde de Montería.

Río Magdalena navegable

A través de una Alianza Público-Privada entre el BID y el Gobierno nacional, cuya inversión ronda el billón y medio de pesos, se busca convertir el río Magdalena en un afluente navegable en 686 kilómetros, a lo largo de los 69 municipios entre Barranquilla —Atlántico— y Barrancabermeja —Santander—.

Se espera que este proyecto se traduzca en el aumento de entre 100 y 200 por ciento del transporte de carga, en la generación de 16.300 empleos directos y cerca de 2.000 indirectos, y en la mejora de la calidad de vida de aproximadamente 6.6 millones de habitantes de las zonas de incidencia.

Por su impacto, esta iniciativa —que contará con un plazo de preconstrucción de un año y medio, cinco años de construcción y una concesión total de 15 años— se perfila como una estrategia decisiva en la recuperación económica de la zona norte del país frente a la crisis de la COVID-19.

Un país digitalizado y conectado

180 millones de dólares serán invertidos, por BID Invest, para aportar a la conectividad rural de Colombia y acercarse a la meta gubernamental de que la red digital llegue al 70 por ciento de los colombianos.

Además, 500 millones de dólares adicionales fueron prestados por la entidad financiera para reformular el sector justicia en Colombia a través de su transformación digital. Entre otros beneficios, según el presidente Iván Duque, tan solo en en el primer año de ejecución este proyecto se reduciría el uso de papel en 60 por ciento gracias al expediente electrónico, lo que implica una disminución de 80 por ciento en el presupuesto de transporte de insumos para las altas cortes.

“Primero, con la digitalización de los expedientes hay transparencia, trazabilidad y acceso en tiempo real para advertir y facilitar todas las instancias procesales ante las altas cortes; segundo, permite sistematizar todos los precedentes jurisprudenciales para la consulta de quienes administran justicia; y, tercero, permite ahorros estructurales en cuanto a la reducción de emisiones dentro de la función administrativa de la rama judicial”, explicó.

Juventud con oportunidades

Fortalecer este nicho poblacional —uno de los más afectados por la pandemia, con una tasa de desempleo de 29,7 puntos en el tercer trimestre de 2020— es un aspecto esencial para la recuperación económica en el país. A través de un crédito de 50 millones de dólares, el programa Sacúdete busca impactar positivamente la vida de 400.000 jóvenes con el fomento de su educación, su empleabilidad y sus habilidades emprendedoras.

Además, durante la Asamblea BID —el 17 de marzo— se instalaron los cinco primeros puntos de acceso gratuito a internet en colegios de Baranoa, Atlántico, para facilitar la educación virtual de aproximadamente 1.200 estudiantes. Este modelo busca replicarse en cerca de 15.000 instituciones educativas adicionales para lograr un total de 1.3 millones de beneficiados.

Apoyar hoy a la juventud para potenciar el mañana de todos: “En los Objetivos de Desarrollo Sostenible, el número cuatro es educación para todos. Es el objetivo más importante de todos porque por medio de la educación resolveremos todos los demás problemas”, concluyó Jeffrey Sachs, economista de la Organización de Naciones Unidas, sobre el programa Sacúdete.

Epidemias y pandemias como la viruela y el cólera han sido el punto de partida para ingeniosos proyectos que cambiaron la vida de millones de personas. ¿Qué dinámicas se transformarán en el mundo tras la Covid-19?

La viruela: un hito en la historia de la medicina

La viruela es una de las enfermedades más devastadoras que ha sufrido la humanidad. Se cree que se originó en India o Egipto, hace aproximadamente 3.000 años y se contagiaba por contacto directo con personas infectadas, o a través de los fluidos corporales. Sus síntomas iniciales eran fatiga y fiebre, pero luego aparecían pústulas y bultos en el rostro y cuerpo de quien la padecía.

La enfermedad llegó a América en el siglo XVI y arrasó con diferentes civilizaciones indígenas en todo el continente. El imperio azteca fue uno de los más afectados, con más de tres millones de muertos, debido a esta enfermedad.

Solo durante el siglo XX se estima que la viruela acabó con la vida de 300 millones de personas en todo el mundo.

Sin embargo, la lucha contra la viruela le dejó al mundo uno de los descubrimientos más importantes en la historia de la medicina. Gracias a los experimentos del doctor inglés Edward Jenner, que en 1976 demostraron que inocularse con una variedad similar de viruela, presente en las vacas, podría proteger a las personas contra esta enfermedad.

Finalizando la década de 1960, la Organización Mundial de la Salud puso en marcha una campaña masiva de vacunación que pretendía erradicar la enfermedad. El plan fue exitoso, el último caso conocido de viruela fue registrado en Somalia, en 1977 y la enfermedad fue declarada como erradicada en 1980.

El alcantarillado de Londres: una solución a los brotes de cólera

A mediados del siglo XIX la capital inglesa fue azotada de forma recurrente por brotes de cólera, una enfermedad que provocaba vómitos y diarreas agudas que podían acabar con la vida de quien la padecía en solo cuestión de horas. Entre 1853 y 1854 cerca de 10.000 londinenses murieron debido a esta enfermedad

Aunque en un principio existió la creencia de que la enfermedad era originada por los fétidos olores de la ciudad, pues desechos de todo tipo iban a parar al río Támesis; fue el doctor John Snow – considerado el padre de la epidemiología – quien aseguró que la enfermedad no se transmitía por el aire, sino por ingerir agua contaminada.

El verano de 1858 fue tan caluroso, que provocó el evento conocido como el ‘Gran hedor de Londres’, tan insoportable que el Parlamento de Westminster se vio obligado a legislar en tiempo récord, para aprobar un proyecto que permitiera la construcción de un sistema de alcantarillado que le pusiera fin a la situación.

La iniciativa fue liderada por el ingeniero Joseph Bazalgette, quien diseñó un completo y extenso sistema de alcantarillado interconectado. El proyecto consistía en la construcción de 82 millas de alcantarillas recubiertas de ladrillos y 1.100 millas de desagües subterráneos que canalizarían los desechos y aguas residuales de la ciudad.

El alcantarillado propuesto por Bazalgette fue el proyecto de ingeniería civil más grande del mundo en el siglo XIX, contribuyó de manera significativa a la salud pública de la ciudad y hoy en día sigue siendo utilizado por la población londinense.

Transformación digital e innovación: el foco de la Covid-19

La pandemia de Covid ha trastocado diferentes aspectos de la vida humana. Millonarias pérdidas de empleo, el cierre de las instituciones educativas a nivel mundial y drásticos cambios en los entornos laborales, han impulsado a la humanidad a transformarse de manera acelerada para poder hacerle frente a la pandemia.

El nacimiento de nuevos modelos de trabajo

El confinamiento obligó a millones de empresas a enviar a casa a sus empleados para poder mantenerlos seguros. Esto supuso un enorme reto que, poco a poco, se fue normalizando y ha traído beneficios tanto para las empresas como para los trabajadores.

Según una encuesta realizada por McKinsey, el 80% de las personas aseguraron disfrutar del trabajo en casa y el 41% afirmó ser más productivo. Evitar largos desplazamientos y un mayor equilibrio entre la vida personal y laboral son algunas de las ventajas que argumentaron haber experimentado durante este período.

Un estudio realizado por Global Workplace Analytics encontró que los empleadores estadounidenses ahorraron hasta 30 mil millones de dólares diariamente, debido a la implementación de iniciativas de teletrabajo durante la pandemia.

Es probable que tras la emergencia la tendencia continúe, pues las empresas reducirían costos de operación si mantienen a sus colaboradores trabajando desde casa y las ciudades o pueblos pequeños podrían verse beneficiados, pues quienes han emigrado a las grandes ciudades, en busca de oportunidades laborales, podrían retornar a sus lugares de origen, gracias a las ventajas del trabajo remoto.

Lee también: ¿Cuál es el impacto económico y ambiental del teletrabajo?

Innovación en tiempo récord: la carrera por la vacuna

Ante la emergencia sanitaria, científicos de todo el mundo se dieron a la tarea de conseguir un antídoto para frenar la propagación de la pandemia. En tiempo récord diferentes equipos de investigación anunciaron que sus innovaciones habían llegado a buen puerto. ¿Cómo logró hacerse tan rápido este proceso?

Un ejemplo es la investigación realizada en el Instituto Jenner de la Universidad de Oxford, que reunió a sus mejores expertos para diseñar una vacuna que pudiera hacerle frente a esta enfermedad.

La innovación que permitió a los científicos desarrollar esta vacuna, no es un trabajo nuevo, es fruto de extensas investigaciones previas a la Covid-19, cuando se construyó el ChAdOx1 o Chimpanzee Adenovirus Oxford One.

Antes de la Covid-19, ya se habían utilizado vacunas basadas en ChAdOx1 para tratar enfermedades como la gripe, el virus del Zika o la Chikungunya.

Este trabajo les permitió desarrollar de manera más acelerada la nueva vacuna contra la Covid-19 y luego, Oxford logró establecer una alianza con el gigante farmacéutico AstraZeneca, para su fabricación. La vacuna ha pasado por todas las etapas de ensayos clínicos necesarios para asegurar su confiabilidad.

La pandemia puso en jaque la salud y economía mundial, y aunque todavía no se le ha ganado la batalla, los planes masivos de vacunación en diferentes países del mundo, pretenden ser la solución a la catástrofe. Las nuevas tendencias en sistemas de transporte, entornos laborales y hábitos de consumo, pueden ser el punto de partida hacia una nueva humanidad, que pueda restablecer de manera sostenible lo que el mundo ha perdido durante el último año.

Fuentes:

National Geographic, BBC, McKinsey, Fast Company, Global Workplace Analytics, History, The Guardian, Museo de Londres.

El 97 % de los trabajadores a nivel global han experimentado cambios laborales a raíz de la llegada de la Covid-19. Conoce cómo esta crisis sanitaria, económica y social nunca antes vista transformará tu trabajo y tu empresa este año.

Las medidas de confinamiento, los estragos de la pandemia en la economía y la aceleración de la Cuarta Revolución Industrial transformaron el mundo laboral el año pasado. Prueba de la magnitud de este fenómeno es que el 97% de los trabajadores del mundo han experimentado cambios laborales a raíz de la Covid-19, según el ‘Global Workplace Study 2020’, publicado por el Instituto de Investigación ADP. 

Con la pandemia todavía ocupando un papel protagónico, el 2021 trae consigo nuevas transformaciones laborales para empresas y empleados que pondrán a prueba su resiliencia y su capacidad de innovación. 

¡Sigue nuestras actualizaciones en Facebook! 

Te puede interesar: 5 realidades que puso en evidencia el Covid-19

  1. El teletrabajo se queda, pero no de la misma manera

El crecimiento del trabajo remoto no es una tendencia nueva. Solo en Colombia, el número de trabajadores en esta modalidad se cuadruplicó entre 2012 y 2018, hasta alcanzar las 122.200 personas, según cifras oficiales. Sin embargo, las medidas de confinamiento han acelerado este fenómeno hasta el punto que, para octubre del 2020, el 22,9% de los trabajadores colombianos estaban en modalidad de teletrabajo o trabajo en casa, de acuerdo con un informe de la Andi. Así mismo, las empresas señalaron que los principales cambios en su funcionamiento durante la emergencia habían sido la implementación de estas modalidades y los ajustes en los turnos de trabajo.

“El teletrabajo se va a consolidar en 2021, pero no de la forma en la que lo vivimos el año pasado. Es necesario recuperar el espacio de la oficina porque los humanos somos seres sociales. Las oficinas se diseñarán para un modelo de trabajo híbrido, y tendrán muchos más espacios de interacción y reunión”, afirma Maite Sáenz, directora del Observatorio de Recursos Humanos. De hecho, un estudio de la consultora Randstad publicado en diciembre halló que, en promedio, solo al 14% de los trabajadores del mundo les gustaría trabajar desde casa todo el tiempo.

Esta transformación también traerá cambios normativos como el proyecto de ley 352 de 2020 -actualmente en trámite en el Congreso- que busca regular el trabajo en casa.Lo principal a tener en cuenta es que el trabajo en casa podrá extenderse hasta máximo tres meses, prorrogables por un periodo igual. Pero si dichas circunstancias permanecen en el tiempo, las partes de común acuerdo deberán migrar al teletrabajo. Esto supone la prestación personal del servicio del trabajador mediante el uso de las tecnologías de la información y comunicación en forma permanente y sin requerir la presencia del trabajador en las instalaciones físicas del empleador”, explica Carlos López, director general de WHAP Abogados y representante de la consultora Psicotec en Colombia.

¡Únete a nuestra comunidad en LinkedIn!

  1. La salud y el bienestar son lo primero

La crisis sanitaria nos ha demostrado que la salud es nuestro bien más preciado. El estudio ‘Tendencias Globales de Talento 2020’, de la consultora Mercer, afirma que la salud y el bienestar de los empleados fue la principal preocupación de los empleadores el año pasado con relación a la fuerza laboral. En 2021 se espera que este enfoque continúe. Sobre todo, teniendo en cuenta que en octubre el 92,5% de las empresas colombianas reportaron haber tenido casos positivos de Covid-19, según la Andi. 

Además de garantizar unas condiciones físicas seguras en el trabajo tanto en casa como en la oficina, los empleadores deben prestar especial atención a la salud emocional y psicológica. “Antes de la Covid-19, ya se decía que las enfermedades psicosociales eran la gran pandemia del siglo XXI. Eso tiene un coste de absentismo, e impacta la productividad y la concentración. La empresa tiene que favorecer un entorno de trabajo saludable, garantizar la desconexión digital y una mejor relación con los jefes”, declara Sáenz.

¿Te interesan los temas de liderazgo? Este artículo te va a gustar: Estos serán los principales desafíos de los líderes en el 2021

  1. Formación y ‘reskilling’

La transformación digital de las empresas se ha acelerado, así como la llegada de la Cuarta Revolución Industrial. Estos cambios han resaltado la necesidad de nuevas habilidades y de una constante actualización de la fuerza laboral. Incluso meses antes de la declaración de la pandemia, la OCDE estimaba que un tercio de los trabajos del mundo probablemente serían transformados por la tecnología para 2030. 

“Una de las preocupaciones más grandes de las empresas es tener el talento o los conocimientos que se necesitan para poder seguir adelante. Entonces quizás habrá más personas que van a tener trabajo como freelance. Este fenómeno, junto a las nuevas capacidades requeridas, obliga a que las personas que están dentro de la empresa se estén formando de manera permanente”, argumenta Lorena Rienzi, profesora asociada de ADEN Business School. Los datos hallados por el estudio de Mercer respaldan esta tesis: El 77% de los ejecutivos consideran que los trabajadores “gig” e independientes reemplazarán sustancialmente a los empleados de tiempo completo en los próximos cinco años. Al mismo tiempo, el 76% de las compañías aseguraron que planeaban desarrollar talento internamente en 2020. 

  1. El auge de las metodologías ágiles

Las empresas están transformando su forma de trabajar para poder adaptarse al entorno cambiante. Para ello, cada vez más compañías han empezado a implementar metodologías ágiles como Scrum y Kanban en su modelo de organización. “Se trata básicamente de ver cada proceso como un proyecto. Se involucra realmente al equipo encargado y se hacen revisiones continuas en donde se toman decisiones de cambio real para lograr resultados eficientes. Antes lo veíamos solo en tecnología; ahora este enfoque se está aplicando en todas las áreas”, explica Liliana Gutiérrez, directora de LG Consultores. 

En 2019, la consultora KPMG realizó un estudio de la penetración de estas metodologías en 120 empresas de 17 países. El 81% de ellas había empezado su “transformación ágil” en los últimos tres años. Para López, el atractivo de estas herramientas está en que permiten organizar equipos de trabajo multidisciplinarios, facilitan la división de tareas, su ejecución y el cumplimento de objetivos. “Al final del día estas metodologías hacen que el trabajo fluya con mayor rapidez, aumentan la productividad, minimizan errores, mejoran la productividad y facilitan la toma de decisiones”, añade el directivo.

  1. Más diversidad e inclusión

La aplicación de la diversidad y la inclusión en la fuerza laboral de las organizaciones está tomando cada vez más fuerza. Más allá de ser un imperativo ético, la revista Forbes señala que este cambio cultural aumenta la moral y la productividad de los miembros de la empresa, entre otros beneficios. “En estos momentos esto es estratégico para el crecimiento de las empresas. Las nuevas generaciones aspiran a trabajar en ambientes multiculturales, por lo que es una forma de retener el mejor talento. Además, si tienes variedad de personas, entiendes mejor lo que pasa en la calle y enriqueces la innovación”, afirma Rienzi.

Cargando...